WALKING ON THE MILKY WAY

Ayer, después de ver como Raquel maltrataba psicológicamente a Gines, ese bruto con corazoncito al que he escogido como uno de mis protegidos personales de “Fama 2” (que, visto como discuten las parejas casi continuamente, parece más bien “Escenas de matrimonios que bailan”), me eché a las calles para resolver distintos asuntos.

En el Corte Inglés compré mi nueva lavadora. Comparada con el viejo aparato que tengo en el baño, es como una nave espacial, con pantallitas digitales y multiples lucecitas y botones. Creo que la llamaré HAL 3000 y seremos grandes amigos, ella, la ropa y yo. Después, aprovechando el rato que me había quedado libre antes de ir a pedalear al gimnasio, me dispuse a hacerle un favor a un amigo y recogerle unas fotos en Princesa. De repente, mientras caminaba por Gran Vía, una señora me asaltó:

-Perdona, ¿puedo hacerte una pregunta? ¿Vives en Madrid o estás de visita?

Un poco escamado, le dije que sí, que vivo en Madrid. Ella me preguntó si soy el encargado de hacer las compras en mi casa y si quería hacer una encuesta. Sólo serían “cinco minutos”. Entramos a un hotel y bajamos a uno de los salones de la planta baja. Mientras seguía a la señora por las escaleras, me temía que en cualquier momento apareciera una cámara oculta o, peor, que me secuestraran para rodar una de estas películas de “Hola, soy ace76 y me van a matar”. Pero no, llegamos a una sala con varias mesitas en las que otras mujeres de mediana edad entrevistaban a otras personas y las obligaban a manipular distintos bricks de color blanco. De eso iba la encuesta, de bricks de leche. Mi secuestradora me preguntó que marcas de leche suelo comprar con más frecuencia y a continuación me fue sacando una serie de bricks de formas vanguardistas y modernos cierres para ver que me parecían. El momento más surrealista llegó cuando tuve que ir abriendolos uno por uno e ir llenando un vaso hasta que se quedaran vacíos. Llenaba un vaso y lo tiraba en un cubo. Tranquilos, estaban llenos de agua, no se desperdició nada de moloko, mis drugos. Evidentemente, la encuesta duró más de cinco minutos… fueron más bien veinte. Al final me llevé de regalo una linterna que funciona con una dinamo y no necesita pilas. Qué bien, un cacharro más para acumular en un cajón. Y seguro que el día que haya un apagón no aparece por ningún lado.

24 comentarios en “WALKING ON THE MILKY WAY”

  1. Si tú vieras la de paraguas y despertadores que pueblan mi hogar, consecuencia de sesiones así, no te extrañarías tanto.

    Hoy voy a crear una entrada que sí que es misteriosa. Sintonicen sus antenas.

  2. ¿Nueva lavadora? ¡Por fin! Casi me atraganto de la emoción al leerlo.

    Has tenido mala suerte: en algunas de esas encuestas te dan bollos y dulces para que los pruebes y digas que tal están, y encima después te pagan por ello.

    Pero al menos, cuentanos, ¿como cerrarán los bricks del futuro? Cuenta, cuenta..

  3. Uy, a mí me pasó eso una vez – lo de que me pararan en la calle “cinco minutos” y me bajaran a un centro de reuniones de un hotel para hacerme una encuesta – pero era una encuenta de sopas que estaban bastante malas. Así que piensa que, en el fondo, has tenido suerte, jeje.

  4. Enhorabuena por tu nueva lavadora. Pasito a pasito estás creando tu nuevo hogar :)

    Lo de la encuesta es un poco surrealista, nunca había escuchado que te llevasen a una sala de hotel para hacértela…

    Lo de los “5 minutos” es lo que se suele decir siempre. Yo trabajé hace muuuuuuuchos años como encuestador y engañaba vilmente a mis víctimas… el tiempo es relativo…

  5. Como yo fui promocionando la tarjeta VIP del Burguer King por las casas de Aravaca y sé lo que se sufre, siempre suelo tratar bien a encuestadores y demás. Pero es la primera vez que me meten en un hotel a probar cosas… ojalá hubieran sido galletas, sí. :-D

    Ginés rules! Y espero que su compañera se haya dado cuenta de que la ha cagado. No es por nada, pero este año son siempre las chicas las que tienen en la boca la palabra “cambio de pareja”. Ayer entró un chico nuevo, dio un par de piruetas y ya se abalanzaron cuatro sobre él.

  6. jajajaja Parece una de las historias de Esti! jajajjaa

    Lo que no me explico es por qué me tengo que enterar de esto por el blog si ayer hablé contigo…jajaja ¡Basta de exclusivas!

    ¿¿La linterna hace ruido como la que les trajeron los Reyes a los niños?? jaja Beso beso!

  7. Por cierto, sobre Fama, está muy bien que os encante Ginés – que además está acompañado por la harpía esa, jaja – pero yo me quedo con Zan, conocido como “el chino”. A Zan le van a echar ya hoy, snif, este concurso está tongado :(.

  8. Pues sí, han echado a Zan, como era previsible. Este año yo veo mucho favoritismo, y a algunos, como a Iris, Eva, Jonás o Ginés los tienen olvidados. En cambio, a Cisco le alaban todo. A Nito también, pero es que Nito baila bien.

    La linterna no hace ruido. Y Diego, es que tú y yo hablamos de otras cosas… :-)

    Mi lavadora me va a hacer hasta zurcidos, yo la domesticaré. :-D

    Y sí, me preguntaron si trabajaba en prensa o publicidad.

  9. Superfan de Raquel, de Nito y de Miguel Angel (tan marica, tan mala, me encanta)… Soy raro :P

    Bueno, ¿te dejaron llevarte muestras?. A ver si te salió algo gratis…

  10. A mi me hicieron eso una vez para una encuesta con moviles, y me daba la risa, porque me preguntaaban cual me parecía “más moderno” y lo más moderno era un N70, y yo con el Iphone en el bolsillo.

    Al final me dieron un cuelgamóvil espantoso que tiré a la papelera al salir y me largué de allí sintiéndome estafadísimo.

    PS: Por qué no activas lo de que los pobres de blogger te podamos seguir los comentarios vía mail?

  11. Esas linternas son superútiles.
    A mí me pasa igual que a tí con los encuestadores, que sé de qué va el rollo y me siento super sensisibilizado con ellos … y me dejo engañar.
    Y Ginés es macarra, vacilón y muy murcianico, pero me encanta, sobretodo cuando sonríe, ains …

    Besicos!

  12. De momento la he guardado en el cajón de las herramientas. Al menos de ahí no se pierde.

    Nito y Raquel son muy buenos. Miguel Ángel es extraño, yo creo que el chico no se adapta al programa, se siente muy presionado porque cree que es mejor que los demás y no entiende por qué no termina de destacar.

    No sé como se activa lo del “seguimiento”, voy a mirar un poco por las tripas de WordPress, a ver si lo encuentro.

  13. Pues si lo encuentro, te digo. Me imagino que será cuestión de actualizar la versión de WordPress, que yo llevo sin hacerlo unos cuantos meses.

  14. Que tiempos, esos de las encuestas ¡¡¡

    Recuerdo una en que de la misma forma, hará casi 20 años, me hicieron una encuesta sobre diferentes tipos de “cocas”.

    Te aseguro que era dificil distinguir entre la “light” y la “normal”…
    Eso si, no recuerdo que coño regalo me dieron, a parte de las gracias.

    La de cajones que tenemos todos llenos de cosas inservibles…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *