THE WITCH IS DEAD!

Hace unos días salía de la oficina del INEM donde había ido a solicitar la renovación de mi prestación después de haber conseguido trabajar un día como figurante, cuando sonó mi teléfono. Era una excompañera de mi antiguo trabajo, en mi misma situación de desempleo, que me llamaba para darme una noticia: a nuestro jefe de personal le habían apartado de sus funciones como consecuencia, entre otras cosas, de la selección tan arbitraria que hizo a la hora de renovar a unos y mandarnos a otros a la calle. Me lo contaba como si fuera una gran noticia y yo no pude dejar de acordarme de esa escena de “El Mago de Oz” en la que los munchkins cantan esa alegre tonadilla. Ding Dong, the witch is dead y la justicia universal funciona.

Hace unos días estaba en una comida familiar y uno de los asistentes nos comentó que sus superiores le habían mandado despedir a un par de personas de la empresa y que era una decisión tremendamente difícil. ¿A quién elegir? Evidentemente, siempre es peor para la persona que se va al paro, pero yo no querría tener que verme en ese tipo de situaciones. Hay tantos trabajos en los que es difícil valorar la eficacia del trabajador que parece inevitable guiarse por criterios arbitrarios y subjetivos. ¿Cómo evitar dejarse llevar por los prejuicios y las preferencias personales cuando todos lo hacemos a la hora de juzgar a las personas? ¿Cómo ser justo con todo el mundo?

4 thoughts on “THE WITCH IS DEAD!”

  1. pues si te vale la opinión de uno que está al otro lado te diré que no es nada fácil, porque se mezcla que tú también eres un empleado más de la empresa, pero por otro te toca ser la cara visible, el que ejecuta e incluso el que a veces decide o forma parte del proceso de decisión. Ser justo es imposible porque no hablamos de chapas, son personas y todo el mundo tiene una historia detrás, el q no tiene hipoteca tiene alquiler, el que no tiene hijos tiene una tía enferma… en fin, que es difícil!
    eso sin contar con el grado de “aislamiento” ya que como es obvio, no te conviertes en el más popular de la empresa… vamos, q a las cañas no te llaman

  2. ay jo! que había puesto un mensaje y no sale! pues nada, que debería ser por cuestiones de quién cuesta menos echar y quien es más barato que se quede pero son tantas las cosas que están alrededor que todo se desvirtúa.

  3. Peichilin, muchas gracias por tu comentrario. Entiendo lo dificilísimo que debe ser estar en esa situación.

    Ros, yo creo que el tema subjetivo de quien te gusta más o quien menos al final influye mucho más de lo que todos querríamos reconocer.

  4. Hola a todos:

    sugerir es gratis … ;)

    Si me viese en esa situación, les pediría a los dos que escribiesen una pequeña redacción sobre:

    – por qué están trabajando en la empresa,
    – qué planes de futuro tienen sobre o para, su puesto de trabajo
    – que pasaría si se perdiesen el puesto de trabajo …

    Tendrían que entregar sus escritos de forma anómina …

    No sé, es una idea.

    Un abrazo

    P.D: Esto de tener ideas es como decía aquella “y no creas … que se me está ocurriendo ahora mismo … ”

    ¿No se podría reducir la jornada de los dos a cuatro horas cada uno?

    Otro abrazo :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *