AROUND THE WORLD

Hoy se acaban las vacaciones, hace un frío que pela y el spam ataca mi blog. Aun no tengo ganas de escribir, pero el artículo de Sti sobre Matt Harding me ha hecho acordarme del que, en mi opinión, es el videoclip más bonito de la historia: «Sweet Lullaby», de Deep Forest, dirigido por un genio llamado Tarsem. Cada plano es una obra de arte. Y así, dulcemente, aterrizo en la rutina diaria.

Fue también el primer CD que me compré… qué tiempos aquellos.