I AM WHAT I AM

Estuvo a punto de darme un colapso nervioso varias veces y la idea de fugarme a la Argentina llegó a cruzarme por la mente, pero al final logré reunir las fuerzas suficientes y lo hice. Le conté a mi madre todo lo que tenía pensando contar. Los detalles de La Conversación no son material para la blogosfera, pero puedo decir que, por suerte, no fue la tragedia que había imaginado en los peores momentos. Tampoco fue una escena fácil de teleserie española en la que todo se soluciona antes de que termine el capítulo. Ahora hay que dejar tiempo para que ella se adapte a la nueva situación. Pero estoy seguro de que todo mejorará. Lo más importante ya está hecho.

Quería daros las gracias a todos por los mensajes de apoyo. Me han dado mucho ánimo y me han ayudado mucho más de lo que podáis imaginar.

Y ahora basta de dramatismos. Sigo viviendo en la Era Pop.

17 comentarios en “I AM WHAT I AM”

  1. Contarle a una madre que tienes un gato viviendo en casa contigo no es fácil, así que te valoro mucho por ello.

    Me alegro de que se lo tomara bien.

    Algún día tendré yo esa conversación con mi padre.. aunque creo que primero tendré que meter un gato en casa ;-)

  2. Bueno, es normal… ahora a darle tiempo para asimilarlo y punto, y es que tener esos pelanganos no es algo que una madre puede aceptar fácilmente… pero si es lo que a ti te gusta llevar, pos tendrá que asumirlo

    Un beso

  3. Un pequeño paso para la humanidad pero un gran paso para el hombre…

    Supongo que el momento llega tarde o temprano, y que poquito a poquito supone poder ser cada vez más uno mismo… :)

  4. Me alegro mucho! Como bien dices, ahora sólo hay que dejar pasar el tiempo. A la mía le costó asumirlo, pero lo logró.

    Ahora lo peligroso es el riesgo de que quedes atrapado en la estratosfera, dado el peso que te acabas de quitar de encima…

  5. Enhorabuena! Me alegro de que todo saliera tan bien.
    Yo no sé si algún día hablaré con mi madre o con mi padre o con mis hermanos.
    Me da a mí que no, porque me he imaginado la situación miles de veces y no logro “enfocarla”.
    En fin, todo el mundo dice que se quita uno un gran peso de encima pero yo no sé si llevo tal peso … quizá si, quizá no? No se. De momento sigo tal cual, que no me va tan mal.
    Lo dicho, besicos y felicidades de nuevo!

  6. mi más sincera enhorabuena y con cierto punto de envidia, pero acojonada del todo, así que yo este finde ni gato, ni peluquero ni nada de nada… pero algún día… por cierto, que también me acordé mucho de ti y de Tonytó, pero emularos a vosotros es complicadet. En fin, que esto no se trataba de hablar de mí, sino de darte mis felicitaciones y yo también confío en que a partir de ahora no haya nada más que alegrías al respecto.

  7. Las alegrías tardarán en llegar, pero acabarán llegando. Estoy seguro.

    Lux, Nils, no os preocupéis, yo creo que llega un momento en que se siente o se ve clara la necesidad de contarlo. Además, las circunstancias de cada persona son muy diferentes.

    Eso sí, sí que es cierto que uno se quita un peso de encima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *