Desde Islandia, Asgeir

In-the-Silence-album-by-Asgeir

En el curso de las dos últimas décadas, Islandia ha pasado de ser un olvidado punto en el mapa a ser un país con una importante presencia en el imaginario pop. Desde volcanes de nombre impronunciable que siembran el caos en el espacio aéreo europeo a series infantiles protagonizadas por un tanto inquietante aficionado al deporte, pasando por revoluciones silenciosas contra los banqueros o esos paisajes de otro mundo donde algunos soñamos con poder ver la aurora boreal algún día… Y por supuesto, la música. Islandia nos ha dado a Björk, a Sigur Ros, a Of Monsters and Men, a Emiliana Torrini, a GusGus, a Múm… Y ahora también a Ásgeir, cuyo debut, Dýrð í dauðaþögn, se ha convertido en uno de los discos más vendidos de la historia de Islandia: aparentemente, uno de cada diez islandeses tiene una copia del mismo.

Dýrð í dauðaþögn, rebautizado en su lanzamiento internacional como In the silence, no es un disco tan experimental como los firmados por algunos de sus compatriotas. Sin embargo, tampoco se puede decir que sea un trabajo convencional: sus canciones nacen de la colaboración entre Ásgeir, de 21 años, y su padre, quien a sus 72 años ha sido el responsable de escribir la mayor parte de las letras del disco, salpicadas con referencias al frío, la nieve y las noches islandesas, posteriormente traducidas al inglés por el prestigioso John Grant, cantautor estadounidense residente en Reykjavik. En In the silence, Ásgeir muestra dos caras distintas, una más puramente folk en temas como las sencillas Summer Guest o On That Day, mientras que en otros temas se anima a experimentar con los arreglos electrónicos acercándose a los sonidos emocionantes de un Bon Iver o hasta un James Blake, como sucede en In Harmnoy, Torrent, Soothe this day o Head in the snow, y que terminan siendo los momentos más brillantes de un disco que nos hace sentir envidia del maisntream islandés. El hecho de que Ásgeir diga en sus entrevistas que está escuchando mucho a Aphex Twin y hip hop californiano hace también que sienta curiosidad por hacía donde tirará su carrera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *