CONFUSO

Hace unas pocas horas estaba en el Museo Metropolitano delante de un cuadro que siempre me ha fascinado: Dos hombres contemplando la Luna, de Friedrich. Podría hablaros de las peculiaridades de este pintor alemán del romanticismo y que tan bien estudié en la Universidad, pero éste no es un blog tan pedante. Basta con verlo.

dos-hombres-contemplando-la-luna-friedrich

Y ahora estoy delante del ordenador en mi puesto de trabajo, en Madrid, y me siento confuso y sólo quiero dormir. Acompañado, si es posible.

15 pensamientos en “CONFUSO

  1. Nils

    Una de las primeras camisetas que yo diseñé en plan profesional era una que intentaba ser una oficial del Kuntshalle de Hamburgo con ‘Caminante sobre el mar de niebla’, el cuadro más famoso de Friedrich en medio y grandote. Quedó bastante chula, modestia aparte, y todo el mundo se pensaba que era realmente del museo. : D me has recordado esa historia con tu entrada de hoy.

    Responder
  2. Joserra

    Yo estoy fataaaallll, tras dormir unas horitas, estoy aquí en el salón, super desorientado, medio en bolas y sin comer, a las cuatro y cuarto de la tarde… Quiero + NY!!!

    P.D: Sí, Betty es muy sudamericana en su voz
    P.D.: los cristales rainbow del MoMa no giran
    P.D.: el iPod es una cucada

    Responder
  3. Ángel

    Es curioso. Desde hace dos meses mi fondo de escritorio es el “Moench am Meer”. Me fui a la playa con la misma intención del monje del lienzo y ahora que he vuelto he decidido conservar su actitud.

    Lo que son las cosas.

    Responder
  4. sti

    Yo pensando… me mudo y mis amigos se olvidan de mi. Pensba que os ibais en septiembre!!! Podías haber avisado coño, que sólo avisas pa que te cuide el gato.
    Le vais a enseñar las fotos a rita la cantaora, perros.

    Responder
  5. ace76 Autor

    Jejeje, pues sí, el Jetlag ya está pasando… Pero sí, HOY empieza la depresión postvacacional y el enfrentarse a las pocas ganas de currar que tengo… Bueno, y al polvo acumulado en casa durante la última semana, a los montones de ropa sucia, a los kilos ganados a lo largo del verano, al papeleo de la hipoteca…

    Si lo de enero es una cuesta, lo de septiembre es una montaña.

    Responder
  6. ace76 Autor

    Pues claro que “a lo largo del verano”, todo lo que he ganado durante el resto del año es músculo! :-D

    Miguel, eso es lo que pasa por trabajar con una gran empresa explotadora.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *