Bestias del sur salvaje

Bestias del Sur Salvaje

Cuando se anunciaron las nominaciones a los Oscars de este año, seguramente una de las mayores sorpresas fue la inclusión del debutante Benh Zeitlin en la categoría de mejor director en detrimento de nombres como los de Kathryn Bigelow o Ben Affleck. Su ópera prima, Bestias del Sur Salvaje (Beasts of the Southern Wild), conseguía también candidaturas a los premios de mejor película, mejor guión adaptado y mejor actriz protagonista para Quvenzhané Wallis, quien a sus nueve años de edad se ha convertido en la nominada a esa categoría más joven de la historia. La pregunta es: ¿Son merecidos todos estos reconocimientos, además de los conseguidos en Sundance y Cannes? La respuesta es: Sí, sin dudarlo.

Hushpuppy

Bestias del Sur Salvaje es la historia de Hushpuppy, una niña de seis años que vive con su padre en una isla de los bayous de Luisiana a la que sus habitantes llaman “La Bañera”. La comunidad vive apartada del mundo, pero sus miembros son gente feliz. Como dice Hushpuppy, “en La Bañera hay más vacaciones que en el resto del mundo”. La llegada de una fuerte tormenta pone en peligro la isla y muchos de sus habitantes la abandonan. Sin embargo, Hushpuppy, su padre y un reducido grupo de personas se negarán a abandonar sus hogares aunque tengan que afrontar todo tipo de dificultades para sobrevivir. No es una historia compleja, pero sabe jugar bien con dos cartas. La primera es guardar lo mejor para el final: en sus últimos minutos, la película despliega todo su potencial dramático de una manera natural y casi imperceptible, regalando al espectador imágenes tan bellas y emocionantes como las protagonizadas por Hushpuppy y sus bestias salvajes. La segunda es haber dado a una historia local un toque universal y alegórico: Benh Zeitlin consigue que Bestias del Sur Salvaje hable de conceptos cosmológicos de una forma sencilla y mucho más eficaz que la pretendida por Terrence Malick en El árbol de la vida. Y esto a pesar de (o gracias a) contar con un presupuesto de menos de un millón y medio de dolares y un reparto formado por actores sin experiencia ni formación.

Bestias del Sur Salvaje

Es curioso también comprobar cómo Hollywood ha construido a lo largo de las décadas una imagen determinada de los Estados Unidos en nuestras mentes, tanto de sus grandes ciudades como de su mundo rural, que cuando uno ve cintas como ésta o Winter’s Bone, donde la acción transcurre en lugares deprimidos y sucios, cuesta creer que se trate de historias ambientadas en ese país. Bestias del Sur Salvaje nos muestra paisajes y personajes muy alejados de los tópicos y arquetipos establecidos tanto por las películas de los grandes estudios como por el llamado cine independiente que llega a nuestras pantallas. Es una sorpresa narrativa y estética en todos los sentidos que quienes aprecien el buen cine no deberían perderse.

Un pensamiento en “Bestias del sur salvaje

  1. dipordior

    Sin embargo a mí me parece que al final flojea, que pierde el rumbo.

    Pero es una película muy recomendable y Hushpuppy uno de esos personajes a los que adoras desde el minuto 1.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *